La diabetes: Sus síntomas, riesgos y complicaciones

La diabetes: Sus síntomas, riesgos y complicaciones
La diabetes es una patología de la que se escucha a diario, pero de la que poco se conocen sus alarmantes cifras. Según datos del INE, entre 2000 y 2015, las muertes producto de esta enfermedad casi se duplicaron, pasando de 2.501 personas fallecidas a 4.726. Y la tasa seguiría en aumento.


La diabetes es una enfermedad crónica que se genera cuando el páncreas no produce suficiente insulina, que es la hormona encargada de regular los niveles de azúcar en la sangre, o de utilizarla de manera eficiente.

Según el Dr. Carlos Grekin, nutriólogo de Clínica Tabancura, "la población lamentablemente no le toma a la diabetes el peso que tiene, desestimando la idea de consultar a un especialista cuando cree tener síntomas".

El nutriólogo señala que la única forma correcta de saber si se tiene diabetes es realizando los exámenes indicados por el médico, "pero en principio existen algunos síntomas que podrían llevar a consultar a un especialista, como una frecuente necesidad de orinar, sed insaciable, hormigueo y entumecimiento en manos y pies, pérdida de peso, fatiga y debilidad".

Posteriormente, con exámenes en mano, explica que el principal indicador de la presencia de la enfermedad, serán los niveles de glicemia en la sangre, siendo esencial que como medida preventiva, todo hijo de padres diabéticos, madres con hijos que pesaron más de 4 kg al nacer, personas con resistencia a la insulina, obesos, con triglicéridos altos y colesterol HDL bajo, soliciten a su médico la toma de glicemia en ayunas y luego de ingerir 75 gramos de glucosa.

Llevar un estilo de vida saludable que combine una dieta equilibrada y la realización de ejercicios periódicos, ayuda a mantener a raya factores de riesgo de la diabetes, como la obesidad y el sedentarismo.

El Dr. Grekin indica que "una vez que se ha detectado la enfermedad, el tratamiento es individual y personalizado, definiéndose dieta y tratamiento farmacológico uno a uno, y considerando otras enfermedades concomitantes o complicaciones de la diabetes".

El enfrentamiento curativo y preventivo de esta enfermedad, por lo general, deberá ser interdisciplinario, ya que requiere evaluación y control con diabetólogo, neurólogo, nefrólogo, vascular periférico, nutricionista y psicólogo.

El 50% de los diabéticos no saben que lo son, por eso es muy importante controlarse periódicamente para evitar complicaciones, sobre todo las personas con factores de riesgo.

"Niveles altos de glicemia pueden afectar al corazón y los vasos sanguíneos, los ojos, los riñones y los nervios. Por otra parte, los diabéticos corren un gran riesgo de desarrollar infecciones, sin olvidar que la diabetes es una de las principales causas de la enfermedad cardiovascular, la ceguera, la insuficiencia renal y la amputación de extremidades inferiores", finaliza el especialista de Tabancura.

Comparta esta historia