Conoce las sanciones que arriesgan quienes conducen en estado de ebriedad

Conoce las sanciones que arriesgan quienes conducen en estado de ebriedad
Hasta multas de casi un millón de pesos y 10 años de cárcel arriesgan quienes causen lesiones gravísimas o la muerte de otras personas conduciendo en estado de ebriedad, según la Ley 18.290, más conocida como "Ley Emilia".


La mencionada legislación establece una diferencia entre conducción bajo la influencia del alcohol, entre 0,3 y 0,8 gramos de alcohol por litro de sangre, y en estado de ebriedad, superior a 0,8 gramos de alcohol por litro de sangre.

En caso de ser sorprendido en la primera de las circunstancias, la multa comienza en las 1,5 UTM (70 mil pesos) y la suspensión de la licencia de conducir por tres meses, sin embargo, si se causan daños a terceros, aumentan las multas y el tiempo de suspensión de la licencia y, además, se arriesgan penas de cárcel, dependiendo de la gravedad del accidente.

Así, si se causan lesiones gravísimas o la muerte, la sanción va desde tres años y un día hasta cinco años de cárcel, igual tiempo de suspensión de la licencia de conducir y una multa que va desde 21 hasta 30 UTM (980 mil a un millón 400 mil pesos).

La conducción en estado de ebriedad, en tanto, contempla sanciones más severas, ya que "el solo hecho de ser controlado en estado de ebriedad o causando lesiones leves, implica una pena que va de 61 a 541 días de cárcel, multa de dos a 10 UTM (93 mil a 466 mil pesos) y suspensión de licencia de conducir por dos años", explicó Sebastián Vergara, abogado de Vergara, Oyarzo & Cía.

Vergara añadió que "en caso de lesiones gravísimas la pena aumenta a tres años y un día a cinco años, más multa de ocho a 20 UTM (373 mil a 933 mil pesos) y otras inhabilidades. Si producto de este delito se produjo la muerte de una persona, la pena puede ir desde los tres hasta los 10 años de cárcel".

Comparta esta historia