Una cámara oculta en el despacho presidencial: la nueva disputa entre el presidente de Ecuador, Lenín Moreno, y su antecesor Rafael Correa

Una cámara oculta en el despacho presidencial: la nueva disputa entre el presidente de Ecuador, Lenín Moreno, y su antecesor Rafael Correa
Casi cuatro meses después de haber asumido la presidencia de Ecuador, Lenín Moreno acaba de llevarse una sorpresa desagradable en su propia oficina.


El servicio de protección presidencial descubrió este jueves una cámara oculta instalada en su despacho, en el palacio de Carondelet.

Moreno denunció el hallazgo este viernes durante una reunión con su gabinete, en la que dijo que -según le informaron- la cámara había sido instalada hace siete u ocho años por su antecesor en el cargo, Rafael Correa.

"Sucede que el día de ayer estaba funcionando y no sabemos cuántas veces ha estado funcionando, porque fue de casualidad que el Servicio de Protección Presidencial (actual) se acercó y sintió algo caliente la pared y se dio cuenta que la cámara estaba encendida", dijo Moreno.

Ecuador en su propio "Juego de Tronos" entre presidente, vicepresidente y expresidente

Ecuador: el presidente Lenín Moreno le quita "todas las funciones" al vicepresidente Jorge Glas

El presidente ecuatoriano lamentó que el mandatario anterior no le hubiera informado sobre la supuesta existencia de la cámara.

"No me informan que existía la cámara, en primer lugar, y en segundo lugar, el servicio de protección presidencial que tenía el presidente Rafael Correa, no informa al servicio de protección presidencial de quien le reemplaza", señaló.

Moreno anunció que ordenaría el inicio inmediato de una investigación sobre este asunto.

"¡Sorprendido y furioso! Cámara oculta en mi despacho, transmitiendo a control remoto. Eso es delito de violación a la intimidad", denunció el mandatario en su cuenta de Twitter.

A través de esa misma red social, respondió Rafael Correa a las denuncias de Moreno.

"¡Cámara oculta manejada desde mi celular! Si el presidente Moreno prueba aquello, que me vaya a la cárcel. Si no, que renuncie a la Presidencia, ni siquiera por malo, sino por ridículo. ¡Qué vergüenza!", escribió el exgobernante, quien ahora reside en Bélgica, país natal de su esposa, Anne Malherbe Gosseline.

"Siempre dije que hasta ahora el Gobierno era puro show. No sabía que iban a agregar un nuevo segmento: cámara escondida. ¡Sonrían!", agregó en otro mensaje.

Correa y Moreno pertenecen al mismo partido, Alianza País.Entre 2007 y 2013 compartieron responsabilidades en el Ejecutivo ecuatoriano como presidente y vicepresidente, respectivamente.

Sin embargo, las relaciones entre ambos se agriaron pronto tras la llegada a la presidencia de Moreno, quien afirmó que había recibido un país con una situación económica crítica, poniendo en entredicho la gestión de Correa.

Luego ambos tomaron posiciones encontradas frente a la situación del vicepresidente Jorge Glas, quien enfrenta un proceso penal por presuntos hechos de corrupción.

Moreno le retiró todas las facultades legales a Glas, mientras Correa salió en su defensa comparando su defenestración con lo ocurrido con Dilma Rousseff en Brasil.

Comparta esta historia